Se realizó un nuevo monitoreo de animales varados en la playa

Como se hace en determinados momentos del año, la Asociación Naturalistas Geselinos se encargó de contabilizar y analizar la situación de la fauna marina que aparece sin vida o en riesgo en la costa. Alan Rosenthal, biólogo geselino, detalló la labor que llevan adelante para que la comunidad no se alerte en casos como estos en los que en un sector se agrupan a todas las especies varadas.

Como anteriores años cuando se va acercando el calorcito y la gente camina más por la playa, se encuentra con estos animales varados y se preocupa. Por eso, el biólogo Alan Rosenthalesto, detalló de qué se trata el monitoreo de animales marinos varados, para que la gente no se alerte si encuentra situaciones como estas, o por lo menos que sepa a que puede atribuirse el escenario que resulta a simple vista, escalofriante.

En Por la 3 radio, Rosenthal informó que desde el año 2010 hacen monitoreos de varamiento con el objetivo principal de registrar a los animales que aparecen con problemas o ya muertos en la playa. Además de identificar las causas de muerte y de tomar muestras para distintos estudios de identidad de poblaciones, de la biología, como por ejemplo saber que comen, si tienen contaminantes o no, y en base a eso poder mandarlos a analizar.

Luego recorren toda la extensión desde la frontera norte de Gesell con Carilo hasta la frontera Sur con Mar chiquita y van levantando los animales de la playa para no contar varias veces el mismo animal, por una cuestión metodológica y además para limpiar un poco la playa de animales muertos que como se desconocen las causas de la misma también se desconoce el riesgo potencial que puede llegar a tener hacia nosotros; por ejemplo existe una especie de lobos marinos que son los “de dos pelos” que tienen una alta incidencia de tuberculosis y brucelosis que son enfermedades zoonoticas para los seres humanos y en el caso de los pingüinos se han encontrado algunos infectados con viruela, entonces es también una manera de cuidar el estado sanitario de las playas. Por una cuestión más práctica ellos hacen la necropsia del total en la reserva, alejados de la gente. No tiene ningún peligro y además dejan los animales en un lugar donde los mismos caranchos, los zorros y todos los animales que usualmente se alimentan de los cadáveres no pierdan eso.

«Nosotros no queremos enterrarlos porque si se entierra en la playa por un lado quedan todos los patógenos que pueden ser zoonoticos para nosotros y no esta bueno y por otro lado si los enterramos no queda disponible una fuente potencial de alimentos para otros animales y cortamos un ciclo natural entonces optamos por hacemos eso. De cierta manera esto viene bien para que la gente conozca nuestro trabajo y además tome conciencia de los peligros que pueden tener en la fauna silvestre porque a veces no se encuentran muertos, si no vivos y la gente por curiosidad se acerca y esto puede presentar un problema», explicó el biólogo.

Según dicen los expertos, las causas de dichas muertes son naturales para estos animales. Pero en los últimos años les llamó la atención el aumento de varamiento de grandes cetáceos, y se encuentran trabajando en ello junto a toda la provincia de Buenos Aires, pero aún así se desconocen las causas. Muchas veces aparecen muertos en avanzado estado de descomposición entonces no pueden llegar a conclusiones certeras. Por otro lado están los varamientos del verano y principios de otoño donde lamentablemente hay un aumento en tortugas y delfines franciscanos, pero estos están más relacionados con la interacción y con la pesca, que sin dudas son causados por el hombre.

En referencia a esto, el profesional declaró « Yo me especializo en tortugas marinas pero el monitoreo lo hacemos en todos los grupos de vertebrados marinos y colaboramos con el grupo de mamíferos marinos de Mar del Plata y con vertebrados de la municipalidad de Mar del Plata también, en el caso de las tortugas las ANG es parte del prigma que es el programa regional de conservación de tortugas marinas y de todos estos resultados lo que hacemos es, además de publicaciones científicas, elevar un informe que va destinado a los planes de acción nacional para la conservación de tortugas, mamíferos y de aves marinas».

Estos son planes de acción nacional que lo administra o los ejecuta el ministerio de medio ambiente junto con el concejo pesquero, se intenta encontrar soluciones puntualmente con la interacción, con la pesca accidental e incentivar una pesca más sustentable buscando los medios para eso.

Este año comenzaron a hacer un censo de aves en playa de manera mensual para tener un monitoreo a largo plazo de las aves ya que son muy necesarios para evaluar los impactos del hombre y el avance de las organizaciones en la costa, también estuvieron hablando con la gente de “Surfrider Gesell” y de “Gesell sustentable” para llevar adelante el censo anual de residuos; el mismo se hace junto a distintas ONG a lo largo de la provincia de Buenos Aires, como se hizo también el año pasado. Buscan también soluciones para la recuperación del acuario y completar la construcción del museo de ciencias allí. Está totalmente parado pero Alan aseguró que “es cuestión de seguir trabajando”, ya que en todos estos varamientos han recuperado una gran cantidad de ejemplares “tenemos guardados esqueletos de orcas, de ballenas, de delfines, de tortugas, un montón de material hermoso para un museo, pero que está guardado porque no hay lugar”, finalizó entusiasmado el biólogo.

Audio de la entrevista

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat