Sin fuego, salieron los bomberos…

En el momento más complicado de la pequeña tormenta con fuertes vientos de esta tarde, los servidores públicos fueron requeridos por emergencias leves lejanas a un incendio, pero que requerían ayuda. Mientras tanto transcurría el River-Boca más más esperado y los integrantes del Destacamento de Mar Azul cumplían con su deber.  

Mariano Zubillaga, bombero hincha de River, nos informó luego de la recorrida cuáles fueron los motivos del toque de sirena que preocupó a muchos vecinos, pero que no significaron más que intervenciones simples de resolver en plena lluvia y con preocupantes ráfagas de viento.

Un vecino de Mar Azul temía por que un árbol de su lote se cayera, cosa que no sucedió, una vecina preocupada por unos chispazos que salían de un reflector externo de un complejo lindero en Las Gaviotas y una mujer que se quedó encajada con su auto en Mar de las Pampas, pero que al llegar los bomberos ya había logrado irse.